Cómo mantener sus logros terapéuticos

Si emplea los principios y las prácticas de la TREC, podrá cambiar sus pensamientos, sentimientos y conductas autodestructoras y se sentirá mucho mejor que cuando empezó la terapia. Algunas veces también puede desfallecer o retroceder. Nadie es perfecto y prácticamente todo el mundo da un paso atrás por cada dos o tres que da hacia adelante. ¿Por qué? ¡Porque así es la naturaleza humana!: Avanzar, dejar de avanzar, y a veces hasta retroceder.
¿Cómo puede disminuir su tendencia a retroceder (de forma imperfecta? ¿Cómo puede mantener y aumentar los resultados que va consiguiendo en el proceso terapéutico? Estas son algunas de las estrategias que recomienda el Instituto de Terapia Racional Emotiva de Nueva York que son bastante efectivos.


1. Cuando usted ha avanzado y después retrocede hacia antiguos sentimientos de ansiedad, depresión o autodestrucción; trate de recordar y centrarse en cuáles fueron exactamente los pensamientos, sentimientos y conductas que modificó para conseguir una mejora. Si usted se siente deprimid@ de nuevo, recuerde cómo utilizó la TREC anteriormente para dejar de estarlo. Por ejemplo, usted puede recordar que:

a. Dejó de repetirse a sí mism@ que no tenía ningún valor y que nunca podría conseguir lo que deseaba.
b. Se demostró a sí mis@ que podría llevar bien su trabajo y una relación amorosa, que tenía ciertas habilidades y que era digno de ser amado.
c. Hizo el esfuerzo de asistir a entrevistas en vez de evitarlas, lo cuál le ayudó a superar la ansiedad que producían.
Recuerde pensamientos, sentimientos y conductas que al haberlos cambiado, le hayan servido de ayuda.

2. Continúe pensando y pensando en creencias racionales (rB) o en frases de enfrentamiento como: «¡Es estupendo tener éxito, pero yo puedo aceptarme completamente a mí mismo como persona y divertirme, incluso cuando fracaso!» no se limite a repetir estas frases como un loro, concéntrese y piense en ellas muchas veces hasta que empiece a creérselas de verdad y a sentirlas como auténticas.

3. Continúe buscando, descubriendo, refutando y enfrentándose a las creencias irracionales (iB) que una vez le trastornaron. Toma cada creencias irracional importante por separado –por ejemplo: «debo tener éxito para ser una persona valiosa»- y pregúntese: «¿Por qué es cierta esta creencia?», «Qué evidencia tengo de que mi valor como persona, y el que me divierta en la vida depende totalmente de que me salga bien algo?», «¿Cómo podría ser completamente inaceptable como ser humano si fracaso en esta prueba importante?»
Continúe refutando sus creencias irracionales fuerte y persistentemente siempre que le vuelvan a aparecer. Incluso cuando no las tenga, dése cuenta de que le pueden volver a surgir cuando menos lo espere. Por eso, ¡Tráigalas a su consciencia y refútelas de forma de preventiva y poderosa!

4. Continúe arriesgándose a hacer cosas que usted teme irracionalmente –como relacionarse con otras personas-. Una vez que haya superado parcialmente uno de estos miedos, continúe actuando de forma regular contra él. Si se siente incómodo cada vez que se obliga a hacer cosas que por su miedo irracional teme hacer, no intente evitarlas. Todo lo contrario, siéntase tan incómodo como pueda, para erradicar sus miedos irracionales y para que más tarde pueda sentirse tranquilo y cómodo.

5. Intente ver con claridad la diferencia que hay entre los sentimientos negativos apropiados y los inapropiados –como la tristeza, la pena y la frustración cuando no se consigue lo deseado- y los sentimientos negativos inapropiados –como la depresión, la culpa y la autocompasión cada vez que se ve privado de lo que desea y rodeado de cosas indeseables. Siempre que se sienta súper-preocupado (aterrorizado) o indebidamente miserable (deprimido), reconozca que está padeciendo un sentimiento que según las estadísticas es normal, pero que psicológicamente no es saludable, y que tiene su raíz en algunas de las exigencias (debo, tengo que, necesito). Dése cuenta de que usted es totalmente capaz de cambiar sus sentimientos inapropiados (o necesidades perturbadoras) por otros más apropiados o preferenciales. Trabaje en esos sentimientos ansiosos hasta que se sienta simplemente alerta y preocupado. Utilice la imaginación racional emotiva (IRE) para imaginarse los activadores primarios que usted teme antes de que sucedan: siéntase trastornado (ansioso, deprimido, furioso o derrotado) mientras se los imagina; después, trabaje en cambiar esos sentimientos por emociones apropiadas (preocupación, pena, disgusto o tristeza) mientras continúa imaginándose las peores cosas que le puedan ocurrir. No se detenga hasta que no haya cambiado del todo sus sentimientos.

6. Evite la postergación derrotista. Haga las cosas desagradables rápidamente. Si aún persiste en dejar para mañana lo que puede hacer hoy, dése a sí mismo una recompensa con algo que le divierta o le proporcione placer – por ejemplo: descansar, comer lo que más le agrada, leer, salir con alguien- per hágalo sólo después de que haya cumplido los desafíos que suele evitar. Si esto no funciona, póngase un fuerte castigo cada vez que falle en postergar –por ejemplo: hablarle a alguien aburrido o quemar un billete de doscientos pesos-

7. Demuéstrese que el mantener su salud emocional y sentirse feliz, por encima de cualquier desgracia que le pueda pasar, es un reto y tiene algo de aventura. Convierta la lucha contra su miseria en una de las razones más importantes de su vida, algo que está totalmente determinado a conseguir. Reconozca que usted tiene casi siempre la oportunidad de elegir cómo pensar, sentir y comportarse, y láncese a esa oportunidad.

8. Recuerde y utilice los tres insights importantes de la TREC:

Insight N° 1: Usted ha elegido perturbarse por acontecimientos desagradables de su vida. Aunque le hayan animado a ello los hechos externos y el aprendizaje social. Usted piensa como actúa. Cuando le ocurre algo desagradable o frustrante en el punto A (Activador), consciente o inconscientemente selecciona unas creencias racionales (rB) que le llevan a sentir pena y tristeza; pero también selecciona unas creencias irracionales (iB) que le hacen sentir ansiedad, depresión y autodesprecio.

Insight N° 2: No importa cuándo y cómo haya adquirido sus creencias irracionales y sus hábitos autosaboteadores; usted, ahora en el presente, está eligiendo mantenerlos y por eso está perturbado ahora. Su historia pasada y sus condiciones de vida actuales le afectan bastante, pero no le perturban. Lo que más le está perturbando en este momento es su filosofía actual.

Insight N° 3: No hay ninguna forma mágica de cambiar su personalidad y su fuerte tendencia a trastornarse innecesariamente. Cambiar la personalidad básica requiere trabajar y practicar persistentemente para poder trabajar sus creencias irracionales, sus sentimientos inapropiados y sus conductas autodestructivas.

9. Busque constante –pero tranquilamente- diversiones y entretenimientos personales como lectura, teatro, deportes, hobbies, arte, ciencia, colecciones, ejercicio, etc. Tenga como sus principales objetivos en la vida el conseguir la salud emocional y el divertirse. Trate de implicarse en objetivos, metas e intereses a largo plazo con los que pueda entretenerse durante bastante tiempo. Para que pueda tener una vida agradable y feliz tiene que encontrar algo que dé sentido a su vida; distraerse de cualquier calamidad que se le presente y preservar y mejorar su salud mental.

10. Practique la filosofía de la TREC con alguno de sus parientes, amigos o compañeros. Cuanto más utilice la TREC con los demás, cuanto más les ayude a identificar sus creencias inapropiadas y a intentar que expresen sus pensamientos autodestructores; mejor podrá comprender los principios de esta terapia y podrá usarlos con usted mismo con mayor eficencia. Cuando vea que otras personas actúan de forma irracional y se perturban por ello, intente averiguar cuáles son sus principales creencias inapropiadas y cómo se podrían refutar fuerte y activamente.

11. Si tiene dudas o quiere reforzar algún aspecto de su pensamiento TREC, no dude en contactarnos a través de nuestro correo kyaldane@gmail.com o a los teléfonos que su terapeuta le proporcionó. Recuerde también que el sitio
https://psicologoz.wordpress.com está disponible para usted.


Fuente: Ellys y Dryden; (1994); Práctica de la Terapia Racional Emotiva; Barcelona; Descleé de Brower.

Escrito por Albert Ellis para el Instituto de Terapia Racional Emotiva de Nueva York.
Adaptado por Fernando Jiménez para https://psicologoz.wordpress.com

Refranes y proverbios terapéuticos

Existen en el mundo un sinfín de frases célebres, aforismos, refrenes y proverbios que son terapéuticos. Otros muchos, aunque transmiten un mensaje contundente y verdadero hacia algún tema en concreto y reflejan la filosofía de algún individuo o grupo en un momento histórico dado, no ayudan a los usuarios debido frecuentemente a su inherente dogmatismo.

Ejemplos de aforismos que no son terapéuticos  ya que no reúnen las características de la filosofía de la TREC:

  • Al nopal lo van a ver sólo cuando tiene tunas
  • Al ojo de amo, engorda el caballo
  • Al perro más flaco se le cargan las pulgas
  • Al que madruga, Dios lo ayuda
  • Al que nace para panzón, ni aunque lo fajen de chico
  • Al que nace para tamal, del cielo le caen las hojas
  • La mujer como la carabina, cargada y en una esquina

Los siguientes proverbios populares en español son terapéuticos en términos de la teoría de la Terapia Racional Emotiva Conductual (TREC) de Albert Ellis. La TREC sostiene que los usuarios de los servicios psicológicos pueden seleccionar y apropiarse de algunos aforismos como estos en su proceso de terapia de manera que les ayude a introyectar las creencias racionales o ideas funcionales que les permitan lograr sus objetivos.

Es recomendable que cada usuario seleccione de esta y otras fuentes, aquellos refranes que mejor describan sus problemas y que las usen según la prescripción de su terapeuta TREC.

Estos proverbios son terapéuticos porque reúnen dos características de la filosofía racional emotiva: 1) Implican una aceptación de hechos frecuentemente inmodificables  y la consecuente adaptación por parte del individuo que de ese insight se deriva y 2) Contienen ideas, creencias y expectativas flexibles, característica fundamental de una mentalidad  no perturbada.

A

  • A Dios rogando y con el palo dando
  • A donde fueres, haz lo que vieres
  • A la fuerza, ni los zapatos entran
  • Agua que no has de beber, déjala correr
  • Al mal paso, darle prisa
  • Al mal tiempo, buena cara
  • Al que no habla, Dios no lo oye
  • Apúntamelo en el hielo
  • Aún no tienes alas y ya quieres volar

C

  • Camarón que se duerme, se lo lleva la corriente
  • Candil de la calle y oscuridad de su casa
  • Caras vemos, corazones no sabemos
  • Comiendo yo y que el mundo ruede
  • Como te ves, me vi, como me ves, te verás.
  • Cuando el río suena, agua lleva
  • Cuando te toca, aunque te quites, y cuando no te toca, aunque te pongas
  • Cuando veas la barba de tu vecino cortar, pon la tuya a remojar

D

  • Dale a la vaca de comer para que te de leche
  • Dios aprieta, pero no ahorca
  • Donde hubo fuego, cenizas quedan
  • Donde manda capitán, no gobierna marinero
  • Donde quiera plancho y lavo y en cualquier mecate tiendo

E

  • El dinero no lo es todo, pero como ayuda
  • El hábito no hace al monje
  • El que con lobos anda, a aullar se enseña
  • El que conoce lo excelente, lo bueno le parece regular
  • El holgazán y el mezquino dos veces andan camino
  • El ignorante grita, el inteligente opina, y el sabio calla
  • El león no es como lo pintan
  • El león cree que todos son de su condición
  • El muerto al pozo y el vivo al gozo
  • El muerto y el arrimado, a los tres días apestan
  • El que a buen árbol se arrima, buena sombra lo cobija
  • El que con lobos anda, a aullar se enseña
  • El que mucho abarca, poco aprieta
  • El que no corre no alcanza, y el que corre mucho se cae de panza
  • El que no chilla, no mama
  • El que por su gusto es buey, hasta la coyunta lame
  • El que por su gusto muere, la muerte le sabe a gloria
  • El que tiene tienda, que la atienda, y si no, que la venda
  • El que tiene más saliva traga más pinole
  • En gustos se rompen géneros
  • Es mejor arrear al burro, que llevar la leña

L

  • La verdad no peca, pero incomoda
  • Lo cortés no quita lo valiente
  • Lo que no fue en tu año, no es en tu daño
  • La ley es dura, pero es la ley (dura lex, sed lex)

M

  • Manda el que puede y obedece el que quiere
  • Más sabe el diablo por viejo, que por diablo
  • Más Vale pájaro en mano, que ciento volando
  • Más vale prevenir que lamentar
  • Más vale tarde que nunca

N

  • Ni tanto que queme al santo, ni tan poco que no lo alumbre
  • No digas que la burra es pinta/parda, hasta que no tengas los pelos en la mano
  • No hay mal que dure cien años ni cuerpo que los aguante
  • No pidas peras al olmo
  • No por mucho madrugar amanece más temprano
  • No soy monedita de oro para caerle bien a todos
  • No te arrugues, cuero viejo. Que te quiero pa` tambor
  • No tiene la culpa el indio, sino el que lo hace compadre
  • No todo lo que brilla es oro
  • No le pidas peras al olmo
  • No por miedo a los coyotes no vamos a criar gallinas
  • No vine a ver si puedo, si no porque puedo vengo

O

  • Ora es cuando, chile verde, le has de dar sabor al caldo

P

  • Palo dado, ni Dios lo quita
  • Papelito habla
  • Piedra que rueda no hace moho
  • Primero están mis dientes que mis parientes
  • Primero comer que ser cristiano
  • ¿Para qué tanto brinco, estando el suelo tan parejo?

Q

  • Quieres mamar y dar tope

S

  • Si digo que la mula es parda, es porque tengo los pelos en la mano
  • Si el niño es chillón, ¿para qué lo pellizcan?
  • Si no quieres sufrir sinsabores, no tengas amores
  • Sólo el que carga el cajón sabe lo que pesa el muerto

T

  • Tanto va el cántaro al agua hasta que se quiebra
  • Tantos años de puta y no saber mover el culo?
  • Todo por servir se acaba… y acaba por no servir
  • Tropezando se aprende a andar, y perdiendo a ganar

V

  • Vale más paso que dure, y no trote que canse

 

Las mujeres que aman demasiado

mujeres_aman_demasiado_atraccion_fatal
Fotograma de la película Atracción Fatal

«La mayoría de nosotr@s hemos amado demasiado por lo menos una vez»

 

Esta afirmación de la autora Robin Norwood es innegable, por lo menos en lo que me ha tocado ver y vivir. Ver en mis usuari@s y vivir de mi propia experiencia.

La también psicoterapeuta ha escrito uno de los libros con el mayor éxito de ventas de los últimos tiempos. Me refiero al Best Seller Las mujeres que aman demasiado. Un libro que trata ampliamente y hasta la saciedad de aquel fenómeno sociopsicológico que llamamos parejas tóxicas o nocivas, relaciones turbulentas, adictivas o disfuncionales; díadas caracterizadas por el sufrimiento, el amor obsesivo y la codependencia emocional. De hecho, un botón de muestra, el título de uno de los capítulos es «La necesidad de ser necesitadas».

La tesis fundamental de Norwood en esta obra parece ser que familias disfuncionales, producen mujeres vulnerables y susceptibles a las relaciones perturbadas. Tesis que ha sido confirmada una y otra vez por los investigadores, quienes han demostrado que las experiencias de la infancia, particularmente en el seno familiar, si no determinan, sí influyen y dirigen en gran manera las conductas de las mujeres que aman demasiado.

Amar demasiado es «un síndrome de ideas, sentimientos y conductas» y en mucho se parece a las adicciones a cualquier sustancia tóxica. Es un síndrome que está predominantemente dirigido por el amor eros antes que por el amor agape.

Siendo como es, entonces, una forma de adicción, no es de sorprender que el primer paso que la mujer que la sufre debe dar, es la de tener conciencia del problema y aceptar que se tiene dicho problema. Pero para ello casi siempre se requiere ayuda externa, como en el alcoholismo.

Las mujeres que aman demasiado presentan las siguientes características, dice Norwood:

  1. Típicamente proviene de un hogar disfuncional que no satisfizo sus necesidades emocionales
  2. Habiendo recibido poco afecto, trata de compensar indirectamente esa necesidad insatisfecha proporcionando afecto, en especial a hombres que parecen, de alguna manera, necesitados.
  3. Debido a que nunca pudo convertir a su(s) progenitor(es) en los seres atentos y cariñosos que usted ansiaba, reacciona profundamente ante la clase de hombres emocionalmente inaccesibles a quienes puede volver a intentar cambiar, por medio se su amor.
  4. Como le aterra que la abandonen, hace cualquier cosa para evitar que una relación se disuelva.
  5. Casi ninguna cosa es demasiado problemática, tarda demasiado tiempo o es demasiado costosa si «ayuda» al hombre con quien está involucrada.
  6. Acostumbrada a la falta de amor en las relaciones personales, está dispuesta a esperar, conservar esperanzas y esforzarse más para complacer.
  7. Está dispuesta a aceptar mucho más del cincuenta por ciento de la responsabilidad, la culpa y los reproches en cualquier relación.
  8. Su amor propio es críticamente bajo, y en el fondo no cree merecer la felicidad. En cambio, cree que debe ganarse el derecho de disfrutar de la vida.
  9. Necesita con desesperación controlar a sus hombres y sus relaciones, debido a la poca seguridad que experimentó en la niñez. Disimula sus esfuerzos por controlar a la gente bajo la apariencia de «ser útil».
  10. En una relación, está mucho más en contacto con su sueño de cómo podría ser que con la realidad de su situación.
  11. Es adicta a los hombres y al dolor emocional.
  12. Es probable que esté predispuesta emocionalmente y, a menudo, bioquímicamente, para volverse adicta a las drogas, al alcohol y/o a ciertas comidas, en particular los dulces.
  13. Al verse atraída hacia personas que tiene problemas por resolver, o involucrada en situaciones que son caóticas, inciertas y emocionalmente dolorosas, evita concentrarse en su responsabilidad consigo misma.
  14. Es probable que tenga una tendencia a los episodios depresivos, los cuales trata de prevenir por medio de la excitación que proporciona una relación inestable.
  15. No le atraen los hombres que son amables, estables, confiables y que se interesen por ella. Esos hombres «agradables» le parecen aburridos.

Con singular estilo y a través de un exquisito texto que envuelve al lector desde la primera página Las mujeres que aman demasiado, que no esconde su naturaleza psicoanalítica, aborda sin ambages los siguientes temas que, aunque han sido escritos expresamente para el público, me atrevo a dudar que algún terapeuta no le encuentre provecho en su ejercicio profesional y… ¿quién sabe? Tal vez incluso en su propia vida:

  • Casos que pueden englobarse en el trastorno límite de personalidad.
  • Confundir el sexo con amor (amor eros vs amor agape).
  • El manejo de los mecanismos de defensa como la negación, la proyección y la sublimación.
  • La bipolaridad víctima-perseguidor presente en la codependencia: Una mujer que ama demasiado halla satisfacción temporal mientras trata de convertir a su hombre imposible en lo que ella quiere, a quien ve como una pobre víctima que necesita de su ayuda.
  • Codependencia emocional.
  • Alcoholismo, coalcoholismo.
  • Relaciones conflictivas
  • Rasgos autodestructivos de la personalidad.
  • Violencia de pareja
  • Familias disfuncionales, violencia intrafamiliar, incesto, ausencia o negligencia de la figura paterna
  • Amor adictivo
Robin_Norwood_mujeres_aman_demasiado
Portada del libro Las Mujeres que aman demasiado de Robin Norwood

 

Las mujeres que aman demasiado es una joya que no debería faltar en la biblioteca de un psicólogo clínico y es un texto que todas las mujeres deberían leer. El 23 de abril se celebra el Día Internacional del Libro y ese sería un buen momento para empezar, ¿no lo cree?

Según Wikipedia, Robin Norwood es una terapeuta matrimonial y familiar con licencia, que trabaja en el campo de la adicción desde hace quince años. Es especialista en el tratamiento de alcoholismo y la adicción a las relaciones.  Ella vive en un rancho en la zona de la costa central de Califoria.

Pruebas psicológicas de prediagnóstico

En esta sección encontrarás algunos exámenes autoaplicados que te permitirán saber si tienes un problema psicológico. Si tienes intención de asistir a sesiones de psicoterapia o si ya estás asistiendo con uno de nuestros profesionales, resolver los tests te ayudan a ti y a tu terapeuta a conocer anticipadamente la situación que se va a abordar.

Seguir leyendo “Pruebas psicológicas de prediagnóstico”

PRUEBAS PSICOLÓGICAS GRATIS ONLINE

¿Quieres saber si estás deprimid@, Ansios@ o qué tan absurdas son tus ideas? ¿Te gustaríaprueba_test_psicologia saber si realmente tienes un problema psicológico o es sólo la observación de quienes te critican o tus propias sugestiones?

Hay muchas razones por las que a las personas les gustaría realizar pruebas psicológicas fuera del ámbito académico y laboral. Por eso, https://psicologoz.wordpress.com pone a tu disposición, sencillos pero confiables inventarios en línea que te ayudarán a saber si tu estado de ánimo, comportamiento y pensamientos son “normales” o si podrías requerir atención especializada. Por ahora sólo hay algunos exámenes pero estamos trabajando para agregar más.

Nosotros recibiremos tu examen, lo calificaremos y te devolveremos los resultados de forma totalmente gratuita a la dirección de correo electrónico que nos dejes, anexando algunas observaciones y sugerencias con base en tus respuestas.

Es importante que sepas que las pruebas las califican personalmente nuestros psicólogos y no están automatizadas por lo que te suplicamos que nos tengas un poco de paciencia; los cuestionarios se responderán en el orden en que vayan llegando al buzón.

También te informamos que los resultados pueden recibirse de diferentes direcciones de mail y firmado por diferentes psicólogos. Por eso, no te sorprendas si realizas dos veces la misma prueba o dos pruebas diferentes y no recibes la respuesta del mismo profesional.

Te invitamos a que entres a la siguiente liga, selecciones una prueba y respondas. Te esperamos

https://psicologoz.wordpress.com/2016/03/01/tests/

RECURSOS PARA USUARIOS DE PSICOTERAPIA

Formatos, herramientas, folletos y otros recursos para nuestros usuarios de Atención psicológica. Si tienes alguna duda con el uso de alguno de estos documentos, por favor, no dudes en comunicarte con tu terapeuta.

Blog de Fernando Jiménez

Ver la entrada original